La incontinencia urinaria es un problema que afecta tanto a hombres como a mujeres y consiste en la pérdida involuntaria de orina. Aunque la persona se da cuenta de la necesidad que tiene de orinar, es incapaz de controlar su escape. 

Estos escapes se puedes producir en múltiples situaciones, desde estornudos hasta algún esfuerzo. Este problema influye en la vida diaria de las personas y disminuye su calidad de vida, aunque se pueda ir combatiendo con pequeños ejercicios.

La incontinencia urinaria no es en sí misma una enfermedad, sino que se da junto con otras enfermedades, con alteración en la fase de llenado vesical. Aunque, como ya hemos dicho, lo pueden sufrir tanto hombres como mujeres, es más frecuente en las mujeres y los ancianos. También es común en niños, y se conoce con el nombre de enuresis.

Síntomas de la Incontinencia urinaria

Los síntomas son claros, y siempre los mismos, escapes de orina que se producen por esfuerzos leves, al estornudad o en las relaciones íntimas.

Causas de la Incontinencia urinaria

La incontinencia urinaria se produce cuando la presión dentro de la vejiga es superior a la presión en la uretra. Esto se puede dar por las siguientes causas:

  • Problemas o daños neurológicos
  • Alteración del esfínter externo y de los músculos del suelo pélvico
  • Fallo del esfínter interno

Tipos de Incontinencia urinaria

  1. Incontinencia urinaria de esfuerzo. El origen de esta incontinencia urinaria se encuentra en la uretra. Se da cuando se realiza un mínimo esfuerzo o la persona se ríe. La edad avanzada o el mismo embarazo, provocan pérdida de elasticidad en el suelo pélvico de la mujer. En este caso, la incontinencia no está asociada a la necesidad de orinar.
  2. Incontinencia urinaria de urgencia.  En este caso, la incontinencia tiene su origen en el detrusor y la persona que lo sufre tiene una necesidad repentina y urgente de orinar.
  3. Incontinencia urinaria mixta. Este tipo tiene su origen en la hiperactividad del músculo detrusor y un trastorno en los mecanismos esfinterianos.
  4. Incontinencia urinaria por rebosamiento. En este caso se produce porque la vejiga está al límite y hay imposibilidad de vaciado.
  5. Incontinencia urinaria de causa psicógena. Se produce por causas diversas, como una manía, una fobia, una emoción fuerte, etc.
  6. Incontinencia urinaria de causa neurológica. En este caso entra en juego el sistema nervioso, y enfermedades como el Parkinson, esclerosis múltiple o las lesiones medulares.

Cómo influye en las personas

La incontinencia urinaria provoca diferentes sentimientos negativos en las personas que la padecen, como estrés, ansiedad o depresión. La sensación de vergüenza también es frecuente, así como las reacciones de inseguridad.

Tratamientos de la Incontinencia urinaria

Hay diferentes soluciones para la incontinencia urinaria, entre los que encontramos algunos fármacos o cirugía. También, a veces, es necesaria una sonda, y otras se corrige estimulando el suelo pélvico con los conocidos ejercicios de Kegel.

Por último, debemos tener en cuenta que hay que disminuir la ingesta de líquidos a medida que se acerca la noche, en especial cuando se trata de niños, donde lo ideal es adelantar las cenas.